5 Consejos para estudiar para exámenes finales de enfermería

no image avaiable

Es esa época del año otra vez. Los estudiantes de enfermería de todo el país se apiñan frenéticamente para sus exámenes finales en la escuela de enfermería. Con todas las noches de insomnio y las sesiones de última hora, averiguar la mejor manera de abordar el estudio puede resultar abrumador.

Para ayudarte a reducir la ansiedad por los exámenes del curso auxiliar de enfermería y tener éxito en tus exámenes finales, aquí tienes cinco de los mejores consejos de estudio para los estudiantes de enfermería:

UTILIZAR TODOS LOS RECURSOS PROPORCIONADOS

Los educadores e instructores de enfermería trabajan duro para asegurarse de que suministran a sus estudiantes toneladas de recursos adicionales para ayudar a facilitar el aprendizaje. Si aún no lo han hecho, es importante revisar todo el material complementario, junto con los libros de texto del curso, para ayudar a validar su comprensión del contenido. Lo peor que puede pasar es que aprendan algo nuevo.

LEER, ESCRIBIR Y HACER

Cuando se trata de los finales, debes estar bien preparado para tener éxito. De hecho, es casi imposible prepararse demasiado. Una forma de asegurarse de obtener una buena puntuación es leer, escribir y revisar el contenido de enfermería fuera de las horas de clase. Algunas sugerencias prácticas son leer sus textos y material complementario, escribir los puntos y conceptos clave y practicar el recuerdo de la información. Ya sea que elijas usar tarjetas o un cuaderno, escribir la información y luego desafiarte a ti mismo a recordar, es una gran manera de ayudar a que el contenido se asimile realmente.

ENFÓCATE EN TUS ÁREAS DÉBILES

Todos tenemos nuestros temas favoritos cuando se trata de contenido de enfermería, y en estos casos, normalmente prosperamos en nuestra capacidad de obtener buenos resultados en los exámenes relacionados. Sin embargo, cuando se trata de exámenes finales acumulativos, hay probablemente un montón de contenido de enfermería que no nos entusiasma, y ese debería ser el enfoque. Al concentrarse en el contenido que no le gustó, o en el que obtuvo una mala puntuación en un examen anterior, aumentará sus posibilidades de obtener una buena puntuación en el examen final.

ENSEÑE A SUS COMPAÑEROS DE CLASE

La enseñanza es la forma más elevada de comprensión, y esta técnica de estudio ayuda a asegurar que estés listo para aprobar el examen final. Asegúrate de crear planes de lecciones con el contenido que se espera que esté en el examen final. Intenta crear preguntas de alto nivel para hacer a tus compañeros durante tus enseñanzas, y asegúrate de repetir los puntos clave regularmente. Algunos estudiantes eligen ser un estudiante tutor para obtener una exposición adicional a la enseñanza. Ya sea como tutor o como parte de un grupo de estudio, los estudiantes que adoptan esta técnica para la preparación de exámenes suelen obtener muy buenos resultados en sus exámenes finales.

LAS SESIONES DE ESTUDIO FRECUENTES Y CORTAS SON CLAVE

Recuerda, estudiar para los exámenes finales es un maratón, no un sprint. Los estudiantes que participan en extensas sesiones de estudio la noche antes de un examen tienen menos probabilidades de hacerlo bien. En lugar de posponerlo hasta la noche anterior, se recomienda que estudien en intervalos frecuentes por no más de tres o cuatro horas por sesión. Puede realizar sesiones de estudio dos o tres veces al día durante varias semanas antes del examen, pero asegúrese de que las sesiones se limiten a unas pocas horas. Durante el tiempo que transcurra entre los estudios, asegúrese de participar en actividades saludables y relajantes, como compartir una comida con la familia, hacer ejercicio o salir de casa.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *